Aduanas cree que medidas para zonas de frontera serán positivas

La actualización de la lista de productos del régimen de turismo, al igual que la modificación de aranceles y otras medidas para ciudades de zonas fronterizas tendrán efecto positivo en los ingresos, según estima la Dirección Nacional de Aduanas (DNA). Hasta anoche, se seguía aguardando el primer decreto del Ejecutivo.

El presidente Mario Abdo Benítez tenía previsto firmar ayer el primer decreto sobre reducción de aranceles y medidas impositivas para comercios en ciudades fronterizas con los países vecinos, Brasil y Argentina. Es producto del acuerdo al que arribaron con representantes de gremios de comercios de Ciudad del Este, Encarnación, Saltos del Guairá y Pedro Juan Caballero.

Con esta disposición se arranca la implementación de acciones que apuntan a dar competitividad al lado paraguayo, ante la habilitación futura de tiendas francas y duty free en el lado brasileño, como también para buscar reactivar la economía y el movimiento comercial, que en estos lugares está registrando una caída del 70 por ciento.

Sobre el impacto que podrían tener en los ingresos, la reducción de aranceles y cambios en el régimen de turismo, el director adjunto de la DNA, Roberto Quiñónez, dijo ayer que sería positivo en el sentido de que estarían aumentando las importaciones.

Comentó que hay un equipo que está integrando Aduanas y viene trabajando hace unas semanas atrás en la revisión específica de la lista del régimen de turismo, que es donde en realidad tiene vinculación el ente.

“Nosotros tenemos participación en la eventual modificación del decreto del régimen de turismo, que es un tratamiento aduanero especial que se le da a las mercaderías que adquieren los turistas para luego llevarlas a su país”, explicó.

Dijo que fundamentalmente lo que se hará es actualizar la lista de mercaderías a las cuales se aplicará el régimen de turismo. “Tenemos que identificar las mercaderías que tendrán arancel preferencial, porque son solo para los turistas. Ya se hizo el trabajo de verificar ese listado para, por ejemplo, sacar las que ya no se importan y reemplazarlas por otras en el listado”, enfatizó.

Apuntó que en lo referente al arancel, propiamente, corresponde que lo defina el Ministerio de Hacienda.

Consultado si una baja de los aranceles podría afectar los ingresos de Aduanas, Quiñónez estimó que eso no va a ocurrir, “porque al darle tratamiento especial lo que va a producir es que el importador se anime a traer mayor cantidad de mercaderías y eso para nosotros impactaría positivamente en cuanto a la recaudación”.

Insistió en que la DNA se verá beneficiada porque se moverá y aumentará la importación que hoy día está muy parada.